Ideas que Inspiran

¡Ponete en acción y generarás un cambio!

¿Cómo hacer realidad los sueños?

Mi travesía hacia la maestría del YOYO

De Dios para ti

Mantente siempre dispuesto a seguirme, mi amado. Enetrégate más plenamente a mí y a mi propósito para ti. No te concentres solo en lo que quieres, pues te puedes perder las cosas que he preparado para ti.

 

Relájate conmigo mientras te transformo por la renovación de tu mente, estableciendo lo nuevo de mi en lo íntimo de tu ser. Créeme lo suficiente como para dejar a un lado tus expectativas y demandas. Quédate quieto, y reconoce que yo soy Dios.

 

A veces obstruyes las cosas que deseas al intentar demasiado hacer que todo vaya de acuerdo a tu voluntad y tiempo. Yo conozco los deseos de tu corazón, y también conozco la mejor manera de alcanzar esas metas. En lugar de esforzarte por tener el control para conseguir lo que quieres, busca mi rostro.

 

Háblame francamente y descansa en mi presencia. Cuando te sientas más tranquilo, invítame a que te muestre el camino que tienes por adelante. Yo te guiaré por el mejor camino para tu vida, te ayudaré y velaré por ti. 

 

 

VIDA ETERNA Y EN ABUNDANCIA 

(Romanos 12.2, salmos 46.10; 1 crónicas 16,11; salmos 32.8)

0